LA FRASE

"LA REFORMA LABORAL NO SERÁ COMO UN MISIL CAYENDO DEL CIELO, ESTAMOS PENSANDO MÁS BIEN EN ALGO ASÍ COMO UNA BOMBA DE NEUTRONES." (MARIO QUINTANA)

jueves, 27 de octubre de 2016

ARRANCAMOS BOLACEANDO, MAL


Ayer a la mañana Corral presentó a losconcejales y a los medios el proyecto de presupuesto municipal para el año que viene, el que todavía no fue remitido al Concejo ni figura en la página web de la Municipalidad.

Entre los anuncios más impactantes, dijo que de cada 100 pesos que gaste la municipalidad en el 2017, 43 serán para obra públicas: para ser más precisos, estarían destinados a ese fin (en cifras redondas) unos 2261 millones de pesos, sobre un presupuesto total de algo más de 5467 millones.

Pero dijo más: señaló que el 63 % de las obras se realizarán con aportes del gobierno nacional, que comprometió -según dijo- fondos para la ciudad por 1438 millones de pesos; anuncio hecho justo en la semana en que se supo que el puente Santa Fe-Santo Tomé “no es una prioridad” para Vialidad Nacional, o que el que uniría Santa Fe con Paraná se licitaría recién en el 2018.

Uno podría preguntarse para que hace poco Corral solicitó (y obtuvo) autorización del Concejo para endeudarse en más de 86 millones de pesos para obras de bacheo, si sus privilegiados contactos con Macri le garantizaban varias veces esa cifra para hacer obra, e incluso específicamente para pavimentación y bacheos: el intendente dijo el miércoles que para eso se invertirán 847 millones el año que viene, casi 10 veces el monto por el cual se endeudó.

A falta del proyecto de presupuesto municipal, buscamos en otras fuentes oficiales para determinar si es posible que los anuncios sean ciertos, o estamos en medio de otra gigantesca estafa pre-electoral, concebida en el marco de la campaña de Corral a gobernador.

Así es que consultamos el presupuesto municipal de éste año, y el proyecto de presupuesto nacional para el año que viene que está discutiendo el Congreso. No incluimos en el análisis el presupuesto provincial porque el propio Corral dijo que no incluía en el cómputo de obras que anunció las que haga la provincia en Santa Fe, con recursos provinciales.

Decía Corral que no se conocen casi antecedentes de un gasto de capital y más específicamente en obras públicas tan elevado, y eso es cierto por una razón muy sencilla: la estructura de gastos del Estado tiene bastante rigidez, con preponderancia de los gastos corrientes, es decir aquellos que se repiten forzosamente año a año: sueldos, jubilaciones, gastos de funcionamiento de las reparticiones públicas, pago de deuda.

Que es lo que pasa con el presupuesto municipal de éste año, si miran este cuadro sacado de la página web del municipio: 


Como se ve allí en el presupuesto originalmente votado por el Concejo municipal para éste año los sueldos del personal se llevan el 31,94 % del total, los “Servicios No Personales” otro 18,25 % y el pago de los servicios de la deuda un 12,91 %; cifra ésta sí muy alta en términos comparativos, y que tiene que ver con el creciente endeudamiento que la Municipalidad de Santa Fe contrajo en las gestiones de Barletta, y del propio Corral.

Sobre esas cifras, hay que agregar en el caso del rubro “Personal” los mayores gastos en concepto de aumentos salariales pactados en paritarias, y en el caso de los servicios de la deuda, el peso de los vencimientos del nuevo endeudamiento que la gestión de Corral acaba de contraer para las obras de bacheo. En el caso de los “Servicios No Personales”, aproximadamente un 58 % se lo llevan los pagos a las empresas que prestan el servicio de recolección de residuos domiciliarios en diferentes barrio de la ciudad, con contratos que periódicamente son reajustados, por lo que el gasto en el ítem termina siendo mayor.

Hacemos estas reflexiones por cuanto todos esos rubros suman éste año -en principio-un 63,10 % de todo el gasto municipal, y “Bienes de Uso” (que comprende las obras pero también la compra de maquinaria y equipo) otro 27,94 %; lo que supone que los más de 15 puntos porcentuales que crecería en la estructura de gastos del año que viene, lo son a expensas de los demás rubros, o sea del gasto corriente.

Pero donde se le empiezan a ver más las patas a la sota, es en los anuncios de Corral respecto a los aportes del Estado nacional al plan de obras municipal: según el intendente como dijimos, serían unos 1438 millones de pesos, el 63 % del total presupuestado para obra pública.

Lo cual es muy curioso porque mirando el presupuesto nacional (ver acá) contempla que el gobierno nacional (a través de todas sus áreas) invertirá el año que viene en la provincia de Santa Fe en el rubro “Bienes de Uso” (gastos de capital) $ 1.720.380.118, de los que casi 1436 millones corresponden a Vialidad Nacional.

Si lo que dice Corral fuera cierto, y todo lo que figura en esa partida en el proyecto de presupuesto nacional fuera para obra pública (es decir, sin incluir maquinaria y equipo), eso significaría que invertiría en la ciudad de Santa Fe el equivalente a un 83,58 % de lo que piensa invertir en toda la provincia.

Pero como se trataría de obras que ejecutaría la Municipalidad con fondos nacionales y no la nación directamente, para ver si lo que anunció Corral es cierto hay que ver lo contemplado en el presupuesto nacional para Santa Fe en el rubro “Transferencias de Capital”: suman unos $ 1.130.114.107, o sea que Corral nos estaría diciendo que todos eso sfondos vendrían a la ciudad, y además unos 308 millones más, que ni siquiera figuran en el presupuesto nacional. 

Lo curioso es que de ese total de “Transferencias de Capital” $ 267.832.116 llegarían al Ministerio de Educación de la provincia, para obras en escuelas provinciales, con lo cual las partidas “fantasmas” (anunciadas por Corral, pero que no figuran en el presupuesto nacional) ascenderían a casi 576 millones de pesos; o a más, a menos que todo lo que figura en el presupuesto nacional para gastar en la provincia en concepto de (por ejemplo) construcción de viviendas, obras de cloacas y saneamiento, desagües o defensa contra inundaciones, se gastaría en una sola ciudad. Raro que no hayan salido a protestar el resto de los intendentes ¿no?

Para poner las cosas en perspectiva, de acuerdo con el presupuesto nacional la provincia de Santa Fe recibiría de la nación el año que viene casi 2623 millones de pesos en concepto de Fondo Solidario Federal, es decir el fondo conformado con una parte del producido de las retenciones a las exportaciones de soja y sus derivados. De ese total, el 30 % se coparticipa al conjunto de los municipios u comunas, o se unos 769 millones de pesos; y de ese nuevo total, el 11,11 % le corresponde a la ciudad de Santa Fe.

O sea que Corral (que recibiría poco más de 87 millones del fondo sojero) pretende que creamos que por ser él, Macri abrirá la billetera y la dará a la ciudad casi tanto como lo que invertirá Vialidad Nacional en todas las rutas nacionales de la provincia el año que viene, o casi un 87 % más de lo que recibirán en conjunto todas las municipalidades y comunas de la provincia (incluyendo Santa Fe y Rosario) del fondo sojero; o un 27,4 % más que el total de las “Transferencias de Capital” contempladas en el presupuesto nacional para la provincia de Santa Fe.

Pero además está el aspecto de la eficacia: ayer destacaba Corral que la inversión municipal en obra pública crecería un 145 % respecto a la prevista para éste año, pasando de 922 millones de pesos a 2261 como se dijo. La diferencia (1339 millones más de un año al otro) obedecería al sideral aumento de los aportes nacionales que -como vimos- no aparecen en el presupuesto nacional; que es donde deben estar. 

De la información disponible en la página web de la municipalidad surge que al 31 de agosto pasado (último dato disponible) la Secretaría de Obras Públicas municipal había ejecutado apenas el 22,64 % de su presupuesto en "Bienes de Uso" para los diferentes programas: alumbrado público, bacheo y reparación de la red vial municipal, infraestructura de los espacios públicos y demás.

1 comentario:

Anónimo dijo...

No se para que sacastes tantas cuentas si con las primeras ya nada daba bien.

Lo que estoy seguro que la provincia de Santa Fe va ha seguir andando como de costumbre.

Y el municipio es parte de la provincia.

Así que las cosas seguiran como de costumbre.

Y despues como de costumbre se preguntaran lo que ya es costumbre.