LA FRASE

"SEGÚN LAS PERICIAS DE GENDARMERÍA, EL CUERPO DEL FISCAL NISMAN PRESENTA LESIONES DE KARATE; ASÍ QUE AHORA LAS PESQUISAS DE LA INVESTIGACIÓN SE ORIENTAN HACIA LA RESPONSABILIDAD DE SANTIAGO MALDONADO." (ALFREDO LEUCO)

jueves, 16 de marzo de 2017

NO ES NEEESAAARIO...MENTIR


Sobre el paro de los trabajadores estatales de Santa Fe, leemos en el diario del Loco Lindo: "No es un incremento menor para las finanzas públicas -dijo Farías-. Incrementar esta propuesta en un punto y medio significa para las arcas del estado más de mil millones de pesos adicionales que se deberían destinar para este año”. Saglione completó el análisis asegurando que el 21 por ciento de aumento para todos los sectores representaría una erogación anual para el fisco del orden de los “once mil millones de pesos "." (las negritas son nuestras)

A ver: si un 21 % de aumento (un cañonazo de redistribución de ingresos, vea) le cuesta a la provincia 11.000 millones de pesos, nunca el 1,5 % de la "mejora" respecto de la oferta original (que fue del 19,5 %, en dos cuotas) podría costar más de 1000 millones de pesos, como cualquiera con una calculadora a la mano puede corroborar: serían más o menos unos 786 millones (*); bastante menos que la deuda de la Municipalidad de Rosario con sus proveedores que se apresta a cancelar la provincia.

Pero evidentemente lo de los 11.000 millones el ministro de Economía lo sacó de lo que representa el gasto en "Personal" de la provincia de acuerdo al presupuesto de éste año, como podemos ver acá:


O sea, si sacamos el 21 % de $ 55.640.031.000, nos da $  11.684.406.510. Eso, suponiendo que los ministros hablan de los aumentos para todos los empleados de la provincia (lo que los incluye a ellos y el resto del gabinete, porque se paga con las mismas partidas) y no solo a los nucleados en UPCN y ATE, y cuando decimos todos, son todos: los judiciales, los policías, los empleados de la EPE, de Vialidad, sectores todos que hasta acá no están en conflicto. Hasta los retroactivos de los ascensos de la cana al 2014 se pagan con esa partida.

Eso sin mencionar que no corresponde anualizar el impacto de la oferta salarial (calculando su costo sobre toda la masa prevista en el presupuesto); a menos que estén pensando en darla retrocactiva al 1° de enero; lo cual es dificil, porque la oferta del 21 % es un 12 % a cobrar en abril (con los salarios de marzo) y un 9 % adicional sobre los sueldos de julio, a cobrar en agosto.

O sea que en enero y febrero los sueldos no tendrían ningún aumento, y el 21 % impactaría plenamente en las finanzas de la provincia solo a partir de los sueldos de agosto, en septiembre. Siempre y cuando los gremios (todos, porque el cálculo lo han hecho sobre todo el gastos en "Personal") acepten la oferta.

Si uno divide el gasto previsto en "Personal" en el presupuesto por 13 (doce sueldos y los dos medio aguinaldos, que sumados serían el 13°), y sobre ese gasto "mensual" en personal proyecta el aumento cuando efectivamente se produce a lo largo del año, el costo real de la política salarial ofrecida por la provincia a sus trabajadores sería -para éste año- de 9389 millones de pesos, en cifras redondas. Exactamente son $ 9.388.613.231,4.

Lo que supone un 16,87 % de aumento sobre lo previsto en el presupuesto para gastar en "Personal": la diferencia de 4,13 % porcentual sobre el 21 % publicitado (que representan $ 2.295.793.279) es lo que la provincia se "ahorró" hasta ahora dilatando la convocatoria a paritarias, formular una oferta desdoblada en el pago y reformularla (casi igual a la primera) cuando los gremios la rechazaron; lo que deja en claro a quien le conviene el paro en definitivas: a Lifschitz y su gobierno, que se "ahorraron" casi 2296 millones de pesos.

Eso sin contar además que el rechazo de los gremios tiene que ver con que el gobierno se niega a discutir una recomposición salarial por lo perdido por los salarios el año pasado, contra la inflación.

Los gastos en "Personal" (sueldos + contribución patronal) representan en el presupuesto de éste año de la provincia el 36,02 % del total, cuando al 30 de noviembre del año pasado (último dato disponible) eran el 40,89 %, y en el 2015 fueron el 39,08 %.     

En una provincia que percibe desde diciembre de 2015 más recursos (porque ya no le descuentan el porcentaje de coparticipación que iba a la ANSES, por el fallo de la Corte; y que tomó deuda por 500 millones de dólares), la participación de los salarios de sus empleados en la torta es cada vez menor; sin que haya crecido en paralelo y en la misma medida, la inversión pública (obras, maquinaria y equipo).

(*) Calculado correctamente por la efectiva incidencia a lo largo del año el 1,5 % adicional ofrecido en la paritaria le significa al Estado provincial menos todavía: $ 670.615,230,78). 

PD: A ver si reúnen y lo charlan un poco, muchachos, como para salir a los medios diciendo más o menos lo mismo:


1 comentario:

Anónimo dijo...

Cómo mienten los ¨sucialistas¨, espero que en las próximas elecciones, la gente piense bien lo que va a votar.....